Etiquetado con:
 

Con el prestigio de un apellido que cuenta con una larga vinculación con la gastronomía alicantina, la familia Sellés Pérez presenta ahora su vino Finca Selles 2013, un Monastrell que habla del respeto por los productos bien elaborados y evoca una saga con tres generaciones dedicadas al comercio tradicional de alimentación.

Finca Sellés 2013

Vino tinto tranquilo, limpio y brillante, de color rojo guinda picota, capa alta y un menisco violáceo. Abundante lágrima coloreada.

Nariz limpia y muy intensa, de aromas básicamente frutales y golosos, con dominio de los frutos como la frambuesa y la fresa, y algún toque como de cereza en aguardiente. Los recuerdos amaderados son discretos, finos y especiados. Tras oxigenarse,  el vino en copa marca más la madera con toques avainillados y tostados limpios.

Vino de encuentro seco, excelente acidez que lo dota de frescura, un toque  cálido de la buena madurez de la Monastrell y un tanino delicado y pulido que marca el paso de boca sin hacerse secante. Los recuerdos en finales son sobre todo de frutillas rojas y maduras, toques de ciruela y madera limpia, casi perfumada y postgustos de correcta longitud donde marca otra vez la delicada crianza.

Consumo en un plazo medio con platos de poca elaboración, de sabores intensos y especiados. Carnes y embutidos a la brasa, o pastas con salsas de carne, por ejemplo.

Les dejamos con la excelente creatividad de Añada sobre el Finca Sellés

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

¿Estás buscando algo?

Utiliza el formulario siguiente para buscar en la web:


¿Todavía no has encontrado lo que buscabas? Deja un comentario en un artículo o contacta con nosotros. Nos pondremos en contacto contigo en el menor tiempo posible. ¡Gracias!

¡Estamos donde tú estás!

Mira dónde nos puedes visitar