Etiquetado con:
 

No todas las copas son iguales ni todas sirven para el mismo tipo de bebida. La copa en la que se sirve el vino debe ser apropiada para poder degustar y disfrutar de su color, sabor y aroma. Hace unas semanas ya hablamos de los tipos de botella empleados para cada tipo de vino; hoy vamos a hablar de las copas.

La regla básica y fundamental es que la copa de vino debe ser de cristal transparente, liso y de escaso grosor. Esto aplica a todos los vinos, sea cual sea su tipo. Ahora bien, cada tipo de vino prefiere una forma y tamaño distinto, como vamos a ver a continuación.

Vinos tintos

Las copas apropiadas son las denominadas Burdeos o Borgoña, con forma de balón de garganta ancha y bordes ligeramente curvados hacia adentro. Se suele llenar sólo la tercera parte de su capacidad, hasta donde empieza a estrechar; el motivo es permitir la acción de hacer rotar el líquido para así oxigenarlo sin arriesgar a la fatalidad de un derrame. Su fondo redondeado y sus bordes curvados favorecen la aireación del vino y recogen su aroma. El tallo debe ser lo suficientemente alto como para poder coger la copa sin calentar el vino con la mano. Últimamente se han impuesto las de gran tamaño.

Vinos blancos

Las copas para vino blanco son más pequeñas y con la boca un poco más cerrada, para evitar que escapen los elementos aromáticos. Suelen ser un poco más alargadas que las de tinto. Al servir no se debe sobrepasar nunca la mitad de su capacidad.

Vinos espumosos

Son aptas las copas aflautadas (altas, delgadas, de fondo pequeño y cónicas en la parte superior) pues conservan la efervescencia y los aromas del vino. Se desaconsejan las copas anchas y bajas, que tan de moda se pusieron hace unos años, pues lo único que se consigue con ellas es todo lo contrario a lo deseado: que el vino pierda su aroma y su fuerza.

Brandy o Cognac

Al contrario que las copas anteriores, esta bebida requiere que se caliente con la mano para un mejor disfrute, motivo por el cual las copas en las que se sirve tienen una base ancha y un tallo corto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

¿Estás buscando algo?

Utiliza el formulario siguiente para buscar en la web:


¿Todavía no has encontrado lo que buscabas? Deja un comentario en un artículo o contacta con nosotros. Nos pondremos en contacto contigo en el menor tiempo posible. ¡Gracias!

¡Estamos donde tú estás!

Mira dónde nos puedes visitar

    Consulta nuestro archivo

    Todos los artículos ordenados cronológicamente